Gabriela Páez

Gabriela Páez

Share on whatsapp
Share on twitter
Share on linkedin
Share on facebook

Contra la desinformación y polarización, diversifica tus fuentes

Share on whatsapp
WhatsApp
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on facebook
Facebook

Dame contexto

Una de las principales enseñanzas que me dejó mi carrera en la universidad fue la de saber contextualizar e identificar de donde viene la información que recibo. Cientos de veces mis profesores destacaron la importancia en conocer el perfil de los autores que estudiábamos, incluso antes de leer el material: un breve resumen de su recorrido, el tiempo histórico en el que escribían, bajo cuál contexto. No es lo mismo leer a Mary Wollstonecraft sabiendo que sus escritos son del siglo XVIII que juzgar su obra pensando quizás que ésta fue escrita recientemente.

En todo caso, por este principio de contextualizar e identificar, es que hace una semana, cuando un amigo me pasó por un grupo de Whatsapp un artículo que llevaba por título “Fraude electoral” haciendo referencia a los comicios estadounidenses, lo primero que hice fue leer superficialmente sobre la trayectoria del autor: en qué medios había escrito, sus redes sociales, si milita en algún partido. En este caso, de forma rápida identifiqué que se trataba de un periodista abiertamente vinculado con la causa republicana, además de ser públicamente un devoto seguidor del presidente Trump.

» Cuestionar y suplementar perspectivas es fundamental «

Ahora, por supuesto que el estar asociado a dicha causa o ser partidario de ella no es suficiente para deslegitimar los argumentos que planteó el autor en su artículo. Pero en este escenario, sí es cierto que el haber reconocido que la información provenía de un seguidor pro-Trump enseguida me hizo pensar en qué opinaría alguien de la causa demócrata, o alguien catalogado más imparcial, sobre este mismo tema. Es decir, identificar la corriente del artículo me llevó a querer complementar o cruzar diferentes versiones de los actores involucrados en el acontecimiento a analizar. Asimismo, el etiquetar la fuente me permitió hacerme una idea general de algunas de las justificaciones que podían estar alegando los republicanos (o al menos un grupo de ellos) para defender su posición.

Hoy más que nunca creo que este ejercicio de cuestionar y suplementar perspectivas es fundamental para no dejarnos llevar por las olas de las fake news o los click baits.

¿Nos estamos escuchando?

Con el inexorable crecimiento del mundo digital, cada vez estamos más expuestos a más fuentes de información. El continuo auge de las redes sociales y los sistemas de mensajería instantánea nos ponen en contacto con cientos y miles de personas de distintos lugares del mundo. En principio, uno podría pensar que precisamente por la posibilidad de estar abiertos a tantas visiones diferentes, ahora estaríamos más receptivos y tolerantes que nunca. En cambio, hemos observado cómo en la actualidad los niveles de polarización están por las nubes.

De manera progresiva hemos presenciando como nuestros círculos de información se han ido cerrando a pequeños bunkers de intereses compartidos. Dejamos de seguir en Twitter a quienes piensan diferente, escuchamos sólo podcasts y programas que respaldan nuestra posición; y así sucesivamente con el resto de canales. En líneas generales, estamos contemplando cómo se minimizan los espacios de discusión, o mejor dicho, cómo huimos de los espacios de discusión.

Fuente: @marioriorda

No me malinterpreten, es lógico que tengamos más afinidad con personas que comparten nuestro intereses y valores. Pero una cosa es que conscientemente decidamos rodearnos de perfiles similares al nuestro y otra cosa es que sólo estemos escuchando a un grupo y creamos que en efecto así piensa la mayoría (por no decir todo el mundo), o que simplemente consideremos que cualquier otro juicio es absurdo.

» Todo está conectado: la desinformación, la carencia en diversificar nuestras fuentes, la polarización «

El fuerte crecimiento de usuarios en plataformas como Parler no es sino otro síntoma de la polarización que menciono. La red social experimentó un incremento de ochos veces su tamaño inicial justo después de las elecciones estadounidenses. ¿La razón? Un grupo de usuarios de Twitter, mayoritariamente conservadores, afirma que las nuevas políticas de la plataforma censuran a parte de sus miembros. Ello en relación a las advertencias que genera Twitter en las publicaciones donde considera que la información no es fidedigna (en este caso, gran parte de los tweets del presidente Trump). Como consecuencia, decidieron cerrar sus cuentas y migrar a otra red social.

En suma, todo está conectado: la desinformación, la carencia en diversificar nuestras fuentes, la polarización. Son puntos que se relacionan y se retroalimentan entre sí.

Una reflexión

En un escenario donde reinan los factores recientemente mencionados, creo que el ejercicio que comentaba al principio (de clasificar las fuentes), es imperativo si quieres conocer la versión más completa y acertada de un evento. El saber qué tendencia tienen los mensajes que has recibido también te permite visualizar en qué áreas te hace falta complementar con visiones de otros grupos, además de nutrirte de puntos de vista que pueden fortalecer tus niveles de tolerancia.

Piensa en la última vez que conversaste con alguien que piensa directamente diferente a ti, la última vez que leíste algo que defendía una causa con la que no estás de acuerdo. ¿Fue hace mucho tiempo? Si ese es el caso, es hora de diversificar tus fuentes.


Gabriela Páez es licenciada en Estudios Liberales por la Universidad Metropolitana de Venezuela y Máster en Comunicación Política y Corporativa por la Universidad de Navarra.

Más artículos

Entrevista Irene Matías Campano – APRI

Desde Vuelta y Vuelta siempre hemos abogado por la profesionalización y consecuente institucionalización del lobby, al considerarlo una actividad fundamental para la

Otros análisis

javier alcaine

españa

De Panamá para el mundo. Creo firmemente en la sabiduría de ese trillado pero atinado de slogan panameño de ser «puente del mundo y corazón del universo«. Con la comunicación, la estrategia y el diálogo se pueden abrir caminos y crear los vínculos para avanzar objetivos políticos y de empresa.

Con esa misión en mente, me he desempeñado como en los campos de la diplomacia pública, la gestión de gobierno, en organizaciones intergubernamentales y en campañas políticas en Estados Unidos, Panamá y España. Escribo en Vuelta y Vuelta y brindo mis análisis de política y comunicación en La Previa de TVN Radio (Panamá).

Licenciado en Comunicación y Estudios de Retórica y Relaciones Internacionales de la Syracuse University (NY). Máster en Comunicación Política y Corporativa de la Universidad de Navarra.

álvaro garcía

españa

De Panamá para el mundo. Creo firmemente en la sabiduría de ese trillado pero atinado de slogan panameño de ser «puente del mundo y corazón del universo«. Con la comunicación, la estrategia y el diálogo se pueden abrir caminos y crear los vínculos para avanzar objetivos políticos y de empresa.

Con esa misión en mente, me he desempeñado como en los campos de la diplomacia pública, la gestión de gobierno, en organizaciones intergubernamentales y en campañas políticas en Estados Unidos, Panamá y España. Escribo en Vuelta y Vuelta y brindo mis análisis de política y comunicación en La Previa de TVN Radio (Panamá).

Licenciado en Comunicación y Estudios de Retórica y Relaciones Internacionales de la Syracuse University (NY). Máster en Comunicación Política y Corporativa de la Universidad de Navarra.

gabriela páez

venezuela

...
...
...
...
...
......

...

...

..


............



......

rodrigo gómez

españa

Rodrigo estudió la carrera millennial por excelencia -Administración y Dirección de Empresas- para después vivir un periplo por diversas multinacionales en los campos del marketing y las ventas.

En 2019 decide tirarse a la piscina y mudarse a Pamplona para seguir su vocación y cursar el Máster en Comunicación Política y Corporativa.

Desde entonces vive entre la comunicación, los asuntos públicos y la política: Hic manebimus optime.

teófilo beato

argentina

Para Perón la única verdad es la realidad, pero estoy convencido de que esta varía según quien la percibe, estando influenciados por nuestras características personales y el entorno que nos rodea. En VYV comparto mi perspectiva.

Argentino (con todo lo que implica, luces y sombras). Abogado por la Universidad Torcuato Di Tella y Máster en Comunicación Política y Corporativa por la Universidad de Navarra. En VYV, trataré de volcar algo de lo que mi recorrido en el mundo del derecho corporativo y los asuntos públicos me aportó, me aporta, y me aportará (crucemos los dedos).

Escuchemos el doble de lo que hablamos, por algo tenemos dos orejas y una sola boca.

andrés laguna

panamá

De Panamá para el mundo. Creo firmemente en la sabiduría de ese trillado pero atinado de slogan panameño de ser «puente del mundo y corazón del universo«. Con la comunicación, la estrategia y el diálogo se pueden abrir caminos y crear los vínculos para avanzar objetivos políticos y de empresa.

Con esa misión en mente, me he desempeñado como en los campos de la diplomacia pública, la gestión de gobierno, en organizaciones intergubernamentales y en campañas políticas en Estados Unidos, Panamá y España. Escribo en Vuelta y Vuelta y brindo mis análisis de política y comunicación en La Previa de TVN Radio (Panamá).

Licenciado en Comunicación y Estudios de Retórica y Relaciones Internacionales de la Syracuse University (NY). Máster en Comunicación Política y Corporativa de la Universidad de Navarra.